La guerrera

Hoy, día de la lucha mundial contra el cáncer, quiero hablarles de una persona que dedica su vida entera a combatir la enfermedad más hija de puta del mundo... mi mamá.

Podría haber elegido ser astronauta o jardinera, pero decidió hacer medicina. Y una vez en la medicina no se contentó con bajar la fiebre o curar la tos, decidió arremeter contra el mal más grande que hoy en día se conoce.

Pocas cosas me producen tanto orgullo como un oncólogo –ni qué decirles si esa oncóloga es mi vieja-. Conviven a diario alimentando la esperanza de enfermos desconsolados, sostienen a familias enteras en su desesperada lucha contra la muerte y le juegan una pulseada a diario al Barba, demorando la partida de cientos de mortales.

Todos vimos innumerables películas que relatan, en un intento morboso, la desesperada lucha de quienes sufren cáncer; pero nadie nunca muestra la película que veo a diario en mi casa.

Mi vieja no apaga el celular en vacaciones e interrumpe su almuerzo cada vez que alguien la necesita. Mi vieja se levanta a las 3 de la mañana, se clava las pantuflas y vuela al hospital. Mi vieja no le tiene miedo a la quimioterapia ni a los corticoides, sino que los usa como instrumentos eficaces de su capacidad profesional. Mi vieja no especula con productos de laboratorio ni lucra con los que menos tienen. Mi vieja también es psicóloga: acompaña a cada paciente como si fuera único y palmea la espalda de los familiares con la sana convicción de que dejó cuerpo y alma para liquidar a la enfermedad más zorra de todas.

Yo no crecí entre historias de dragones y hadas, yo crecí escuchando el relato desgarrador de quienes no se rinden hasta el último día. Mi héroe no fue ni Aladín, ni Rapuncel, ni los muñecos amorfos de los canales infantiles. Mi héroe fue, es y será mi vieja.

Feliz día a la guerrera más grande que conozco.

A ella y a todos los que luchan incansablemente para perfumar la vida, cuando sólo se huele a muerte…



2 comentarios:

  1. CUANTA RAZON!!!!!!! FELIZ DIA A TODOS LOS QUE LUCHAN A DIARIO

    ResponderEliminar